Matanza de honor y boda escopeta: no era la Edad Media, hace solo unos a√Īos

Matanza de honor y boda escopeta: no era la Edad Media, hace solo unos a√Īos

Hasta hace unos a√Īos, la legislaci√≥n italiana inclu√≠a la cr√≠menes de honor, o el delito particular cometido con la motivaci√≥n de reparar el da√Īo causado a la reputaci√≥n de un familiar por la conducta de una persona. Herencia de C√≥digo Rocco fascista, pero que permaneci√≥ entre nuestras leyes hasta hace menos de cuarenta a√Īos.

El delito de honor es un concepto bastante genérico, que puede afectar a diferentes casos, pero en la legislación vigente en nuestro país, en realidad, se consideraba la respuesta a un solo tipo de delito, a saber relacionado con las aventuras amorosas.

√ćndice()

    Asesinato por honor en Italia: historia y abolición

    Seg√ļn el c√≥digo penal italiano,art.587, fue castigado con prisi√≥n tres a siete a√Īos quien provoc√≥ la muerte de un c√≥nyuge, hija o hermana, luego de haber descubierto una relaci√≥n carnal ileg√≠tima y como consecuencia del enojo que le provoc√≥ la ofensa que se le infligi√≥ a su honor o al de la familia. Se aplicaba la misma pena si la persona muerta era la persona encontrada en una relaci√≥n carnal ileg√≠tima con su c√≥nyuge, hija o hermana. Si la v√≠ctima no muri√≥, pero se caus√≥ una lesi√≥n personal, las penas por el delito de lesi√≥n se redujeron a un tercio, mientras que si la lesi√≥n personal result√≥ en la muerte, la pena fue de prisi√≥n de dos a cinco a√Īos.

    Fue definido como un propio crimen, o que solo pudiera ser cometido por alguien que tuviera una relaci√≥n particular con la v√≠ctima: la norma, por tanto, al identificar a la v√≠ctima como c√≥nyuge, hija o hermana, admiti√≥ que solo el familiar fue el autor del asesinato por honor, no extra√Īos.

    El ordenamiento jurídico italiano no preveía restricciones con respecto a los autores del delito, en el sentido de que pudiera ser un hombre o una mujer quien lo cometiera indistintamente, pero la prerrogativa machista es bastante explícita en el hecho de que este caso se configuró en el momento de involucrarse en la unión carnal - cónyuges separados: eran hermanas o hijas, no hermanos o hijos.
    Sin embargo, para que se lleve a cabo el homicidio por motivos de honor, la ley exig√≠a al menos dos condiciones, a saber, que el autor capturara a la esposa, hija o hermana en "flagrancia del crimenY que de este descubrimiento surgi√≥ un implacable estado de ira. Pero, claramente, especialmente este √ļltimo punto realmente dej√≥ mucha discreci√≥n a los jueces.

    En nuestro pa√≠s el asesinato por honor, y una de sus consecuencias naturales, la boda a escopeta (que se oficiaba para preservar la "pureza" de las hijas y hermanas v√≠ctimas de violaci√≥n) se abolieron s√≥lo con ley n. 442 de 10 de agosto de 1981, a√Īos despu√©s del refer√©ndum sobre divorcio y aborto, por nombrar algunos de los momentos hist√≥ricos m√°s importantes de nuestro pa√≠s. Un s√≠ntoma de que la mentalidad machista se ha abandonado con gran reticencia y, quiz√°s, todav√≠a no del todo.
    Por otro lado, todavía hay muchos países en el mundo donde el asesinato por honor se considera una práctica: son sobre todo los estados asiáticos, en los que la cultura patriarcal sigue siendo un componente relevante de la comunidad, pero las cifras aportadas por organizaciones humanitarias al respecto son realmente desconcertantes.

    El crimen de honor en el mundo

    Solo en 2000, como se informa en un documento de 2010, las Naciones Unidas estimaron 5000 asesinatos por honor, tanto que en 2002 y 2004 se presentó una resolución para eliminar permanentemente la práctica. El problema es que la mayoría de los asesinatos por honor no están clasificados como tales, por lo que o no se llevan a cabo juicios por estos delitos o, si existen procedimientos judiciales, se resuelven con penas muy leves.

    Un estudio encontr√≥ que, durante un per√≠odo de 20 a√Īos, entre 1989 y 2009, los asesinatos por honor incluso aumentaron, ¬Ņla edad promedio de las v√≠ctimas? Alrededor de 23 a√Īos. M√°s de la mitad de estas v√≠ctimas son hijas y hermanas, una cuarta parte esposas y novias.

    Los datos proporcionan otros datos escalofriantes: muchas de las víctimas, antes de morir, fueron torturadas o violadas, y hasta el 58% de ellas murieron solo por la voluntad de querer vivir "occidental". Menos de la mitad (42%) por haber cometido supuestas "inadecuaciones sexuales"; esto se refiere indiscriminadamente a quienes han sido violados o que han sido infieles o han tenido relaciones homosexuales.

    Con referencia solo a Pakist√°n, que parece ser el pa√≠s donde se cometen m√°s asesinatos por honor, seg√ļn la comisi√≥n independiente de derechos humanos del pa√≠s, al menos 1.100 paquistan√≠es fueron asesinados en 2015 por padres o familiares, culpables de deshonrar a sus familias.

    Si bien se han logrado numerosos avances en cuanto a, por ejemplo, el matrimonio infantil y la explotaci√≥n de ni√Īos, en el pa√≠s asi√°tico todav√≠a se permite matar a las mujeres de la familia si son atrapadas en actos sexuales considerados "deshonrosos". Sobre todo porque, aunque este tipo de asesinatos no est√° regulado por las normas oficiales, encuentra amplia aceptaci√≥n en la costumbre y aprobaci√≥n del pueblo. Con todos los problemas del caso ligados, una vez m√°s, a la alta discrecionalidad otorgada respecto a lo que se puede considerar "deshonroso".

    En la provincia norte√Īa de Gilgit-Baltist√°n, por ejemplo, de 23 casos de asesinato registrados en 2016, 13 se clasificaron como "asesinatos por honor", mientras que, en general, de los 187 muertos en la provincia de Khyber Pakhtunkhwa, en la frontera con Afganist√°n, entre los 10 principales meses del mismo a√Īo, al menos 40 de estas mujeres son v√≠ctimas de cr√≠menes de honor por su cuenta.

    En octubre de 2016 el parlamento de Islamabad aprob√≥ una enmienda al c√≥digo penal vigente en el pa√≠s que, en casos de asesinatos por honor, permit√≠a la liberaci√≥n del asesino en caso de indulto por parte de la familia de la v√≠ctima; un peque√Īo paso hacia la abolici√≥n de la pr√°ctica, que, sin embargo, sigue siendo muy poco en comparaci√≥n con todo lo que a√ļn queda por hacer para acabar con ella.

    El otro lado del asesinato por honor: el matrimonio escopeta

    Como se mencion√≥, a menudo en Italia el concepto de asesinato por honor iba acompa√Īado del de casamiento a la fuerza, otra pr√°ctica odiosa que obligaba a las v√≠ctimas de violaci√≥n a casarse con su torturador, a fin de guardar ‚Äúel honor‚ÄĚ. Franca Viola ella fue la primera ni√Īa muy valiente en rebelarse, y con ella comenz√≥ ese movimiento de protesta silenciosa que llev√≥ al cese de la norma. Tom√≥ 15 a√Īos antes de que Italia lo aboliera, pero su gesto fue sin duda el aporte que las mujeres italianas necesitaban para levantar la cabeza.

    De su acto de rebelión, Franca dirá en una entrevista concedida a Riccardo Vescovo:

    No fue un gesto valiente. Simplemente hice lo que tenía ganas de hacer, como haría cualquier chica hoy: escuché mi corazón, el resto vino solo. Hoy aconsejo a los jóvenes que sigan sus sentimientos; no es difícil. Lo hice en una Sicilia muy diferente; pueden hacerlo simplemente mirando en sus corazones.

    En la galería, repasamos su historia y también las, menos afortunadas, de muchas otras chicas que, en el mundo, son víctimas de asesinatos por honor y matrimonios escogidos.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir

    Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. Más Información