"Marie Curie", no es un genio "a pesar de ser mujer", sino solo un genio

"Marie Curie", no es un genio "a pesar de ser mujer", sino solo un genio

Acusada de adulterio, acusada de ser jud√≠a en un pa√≠s trastornado por el caso Dreyfus, culpable ante todo de ser mujer y de ser libre: Marie Curie - entre los pocos en ganar dos premios Nobel en dos materias diferentes, primero f√≠sica y luego qu√≠mica - sigue fascinando m√°s de 80 a√Īos despu√©s de su muerte por su ejemplo como cient√≠fica movida por el deseo de conocer y brindar nuevas herramientas para un mundo mejor.

"Cuando el hombre descubri√≥ el fuego, se quem√≥, pero ¬Ņqu√© har√≠amos hoy sin fuego?? ‚ÄĚDice Marie Curie con la cara de actriz Karolina Gruszka en la biopic dirigida por Marie Noelle.

Maria Salomea SkŇāodowska, nacida en Varsovia y naturalizada en franc√©s, fue sobre todo un tit√°n que, para hacer avanzar la humanidad, desafi√≥ los l√≠mites impuestos por la sociedad: revelar los secretos de la naturaleza, una prerrogativa del universo masculino hasta entonces, tambi√©n gracias a ella. materia concedida "incluso" a las mujeres.

Una pionero, por supuesto; que se corre el riesgo, sin embargo, de relegar con el tiempo al √ļnico m√©rito hist√≥rico en el proceso de emancipaci√≥n femenina cuando, m√°s all√° del g√©nero, fue sobre todo maestra para generaciones de mujeres y hombres de ciencia despu√©s de ella.

Karolina Gruszka en una escena de Marie Curie (Fuente: oficina de prensa)

La historia está poblada de mujeres que revolucionaron la vida de la humanidad, cambiando para siempre el rostro de la física, la química, la medicina, la astronomía. Sin embargo, qué amargura en tener que enfatizar constantemente su existencia, su contribución, su derecho a ser y trabajar.

Qu√© triste es tener que buscar en largas listas de figuras femeninas, da Hypatia una Hack de Margherita, una legitimaci√≥n de la sed de conocer y traspasar los l√≠mites de lo conocido; en tener que se√Īalar que resolviendo los misterios de la naturaleza y trepando por los caminos de la invenci√≥n uno puede ser divino Hedy Lamarr (a quienes les debemos la creaci√≥n del espectro ensanchado, transmisi√≥n de se√Īales que se usan hoy en d√≠a en telefon√≠a y redes inal√°mbricas) o completamente inmersos en su trabajo (tanto que nunca se cambian de ropa, seg√ļn la vulgaridad que se tiene de ella) como Emmy Noether, matem√°ticas que dieron su nombre al teorema de simetr√≠a: genes como tales y no como mujeres.

"Deber√≠amos sentir menos curiosidad por las personas y m√°s curiosidad por sus pensamientos.‚Äú, Es otra de las frases que Marie No√ęlle encomienda a Karolina Gruszka / Marie Curie. Una m√°xima que si se aplica a las mujeres de hoy deber√≠a repetirse como nunca antes.

√ćndice()

    Marie Curie: ficha técnica de la película

    Una escena de Marie Curie (Fuente: oficina de prensa)

    Vista previa en Festival de Cine de Toronto en 2016 y desde hace mucho tiempo estrenado en la mayoría de los países europeos, ha estado en los cines desde el 5 de marzo en los cines italianos Marie Curie, Escrito y dirigido por Marie Noelle y realizado por Karolina Gruszka.

    La pel√≠cula narra los a√Īos entre 1903, cuando Marie y Pierre Curie fueron a Estocolmo para recibir el Premio Nobel por el descubrimiento de la radiactividad, y 1911, cuando recibi√≥ el segundo Premio Nobel por el descubrimiento del radio y el polonio. Y se centra en el amor clandestino con su colega Paul Langevin, nacido tras el fatal accidente de Pierre Curie.

    Disparo en 31 días entre Lodz, Cracovia, Leba, Berlín y París, la película hace uso de un estudio en profundidad de los documentos del mismo científico.

    ¬ęTambi√©n pude hablar con la nieta de Marie Curie, H√©l√®ne Joliot - dijo Marie No√ęlle - quien es f√≠sico nuclear y est√° casado con Michel Langevin, sobrino de Paul Langevin. Pens√© que ese v√≠nculo de amor entre Marie y Paul se transmit√≠a a los nietos v√≠a ADN¬Ľ.

    Por qué ver la película sobre la primera mujer en ganar el Nobel

    Karolina Gruszka en una escena de Marie Curie (Fuente: oficina de prensa)

    Incluso dentro de los l√≠mites de un gui√≥n que tiende a insistir excesivamente en el frente sentimental y personal de Marie Curie, el biopic firmado por Marie No√ęlle tiene el m√©rito de decir con precisi√≥n una era, principios del siglo XX, y sus convulsiones.

    Escenografia mi disfraces representan con gran detalle los a√Īos en los que Par√≠s fue arrasada por el viento del antisemitismo y el mundo acad√©mico fue prerrogativa total del patriarcado; Es imposible no dejarse extasiar por las blusas de algod√≥n y encaje, las enaguas, los sombreros de cambio de siglo que llevan los personajes femeninos. Bella la fotograf√≠a, que da luces apagadas y ayuda a sumergir la pel√≠cula en matices polvorientos.

    A pesar del ritmo a veces de las telenovelas, la película con Karolina Gruszka En el papel de Marie Curie, hay que dar crédito a llevar a la gran pantalla (aunque llegue a Italia con un retraso culpable desde su realización) la compleja y polifacética figura de esta inmigrante polaca que luchó con valentía los prejuicios y cambió la historia para siempre.

    Artículo original publicado el 28 de febrero de 2020

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir

    Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. Más Información