Las 4 propiedades del aceite de argán que quizás no conozcas

Las 4 propiedades del aceite de argán que quizás no conozcas

Todos hemos oído hablar del aceite de argán, pero todavía existe cierta confusión en torno a este producto natural con importantes propiedades beneficiosas.

El aceite de argán se divide en aceite cosmético y alimenticio.

La verdadera gran diferencia es el cizallamiento de los granos: más finos en la piel, más grandes y con un sabor fuerte para cocinar todos los días.

El aceite en cuestión no es grasoso y absolutamente no graso.

Si se usa constantemente, reactiva algunas funciones celulares vitales, mejora el tono muscular y reduce las primeras arrugas. Pero no solo.

A continuación, le indicamos cómo utilizar este producto de belleza todos los días.

Índice()

    Para la piel:

    (foto: Web)
    (foto: Web)

    El aceite de argán contiene antioxidantes y ácidos grasos en la naturaleza y, por tanto, es uno de los mejores remedios contra el envejecimiento de la piel, protegiéndola de los agresores externos y estimulando la oxigenación celular.

    El aceite de argán aporta elasticidad y deja la piel hidratada pero no grasosa.

    Con un poco de aceite de Argán puedes preparar un excelente exfoliante para la piel y los labios.

    Excelente contra las estrías y como hidratante en el baño: 6/7 gotas son suficientes para dejar la piel suave después de la ducha.

    Para el rostro:

    (foto: Tumblr)
    (foto: Tumblr)

    Gracias a la vitamina E, el aceite es esencial para mantener el rostro joven y hermoso también.

    Una gota por la mañana y otra por la noche es suficiente para combatir la formación de arrugas y los procesos de envejecimiento celular.

    Poco producto para resultados que van más allá de cualquier crema muy cara.

    Además, para los aficionados a las hojas de afeitar o para sus socios, el aceite deja la piel hidratada incluso después del afeitado.

    El aceite también es perfecto para combatir el acné: de hecho, controla la producción de sebo y mantiene los granos bajo control, reduciendo también las cicatrices.

    También puede tratar la psoriasis hidratando y nutriendo la piel escamosa.

    Para el cabello:

    (foto: Tumblr)
    (foto: Tumblr)

    El aceite también es un aliado increíble para el cabello quebradizo, seco, quebradizo y sin brillo.

    De hecho, el aceite de argán aporta fuerza e hidratación, nutriendo las fibras capilares.

    Caliente un poco de aceite en sus manos y frótelo en su cabello, mechón por mechón.

    Dejar actuar durante una hora y luego proceder con el lavado.

    Para uñas:

    (foto: Tumblr)
    (foto: Tumblr)

    El aceite de argán también protege las uñas de las agresiones externas.

    Mezcle el aceite en cantidades iguales con jugo de limón y sumerja sus manos en la mezcla durante al menos 10 minutos.

    El tratamiento debe repetirse regularmente una vez a la semana durante aproximadamente 2 meses. De esta forma tus uñas y cutículas lucirán sanas y bien cuidadas.

    El aceite también se puede aplicar a las uñas todas las noches antes de acostarse.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir

    Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. Más Información