Es hora de disculparse y contarte qué es Roba da Donne hoy

Es hora de disculparse y contarte qué es Roba da Donne hoy

Hubo un momento en que Roba da Donne fue capaz de representar bien esa telara√Īa grosera y descuidada que se alimenta de clickbait, chismes vulgares con solo prop√≥sitos voyeristas, verg√ľenza corporal y otras comodidades.
Nunca lo hemos ocultado, lo hemos hablado varias veces, pagamos las consecuencias todos los d√≠as a expensas de una l√≠nea editorial y una seriedad que, desde hace algunos a√Īos, ha puesto en marcha la redacci√≥n totalmente renovada, pero que por ello todav√≠a goza de poca credibilidad.

Como director a cargo de Roba da Donne pude hacer una lista interminable de los cientos de artículos que nos encontramos reeditando, de aquellos por los que pedimos disculpas a los responsables a pesar de no haberlos escrito directamente, de los miles que borramos y que fueron cuestionable mejor de las hipótesis, mucho más a menudo repugnante.
Pero lo que sucedi√≥ ayer nos dice que, lamentablemente, a pesar de nuestros enormes esfuerzos, a√ļn no se ha hecho lo suficiente y debemos hacer m√°s y mejor.

√ćndice()

    ¬ŅQue pas√≥?

    Uno de estos artículos inaceptables se nos escapó y comenzó a publicarse en la web.
    Era, porque claramente ahora se ha eliminado, una galer√≠a que mostraba a personas de varios tama√Īos, pero casualmente en su mayor parte con sobrepeso, con ropa demasiado ajustada para su f√≠sico. Por si fuera poco, estamos hablando de tiros robados a personas que no saben que fueron tomadas, y tomadas prestadas de qui√©n sabe qui√©n, con el √ļnico prop√≥sito de burlarse de ellos.

    Empezamos a hablar de ello en un grupo privado de Facebook y lo supimos gracias a una chica que forma parte - y a la que estamos infinitamente agradecidos - que, con razón indignada, nos pidió una explicación a uno de nosotros.

    ¬ŅCu√°l es la forma correcta de disculparse?

    S√≥lo decir "Lo sentimos, ¬Ņest√°bamos convencidos de que tales contenidos ya no existen?".
    O peor a√ļn, ¬Ņdisculparse jugando al tiro de barril?
    No, eso no es suficiente, porque lo cierto es que el contenido que creíamos eliminado, mientras tanto, evidentemente seguía transmitiéndose, a ofender y hacer que alguien se sienta mal.

    Cuando, hace poco m√°s de un a√Īo, decidimos registro como peri√≥dico (Tribunal de Brescia n. 11/217 del 14/08/2017), lo hicimos con la intenci√≥n concreta de declarar que Roba da Donne se hab√≠a convertido en algo m√°s que el estereotipo de lo femenino, por lo que "Cosas de mujeres" son solo zapatos y ropa, dec√°logos sobre dietas y celulitis como un mal absoluto, hombres para conquistar y tallas para entrar. Lo hicimos con el deseo espec√≠fico de reclamar una nueva dignidad al final. cosas de mujeres y de asumir la responsabilidad de lo que escribe.

    Para que conste, aquí te contamos qué es Roba da Donne para nosotros hoy:

    En este sentido, hoy es importante pedir disculpas, pero también analizar lo sucedido, hablar de ello y llegar al fondo del asunto.

    ¬ŅQu√© es hoy, realmente y no por oportunidad, Roba da Donne

    Si les hubiera pasado a otros, también lo habríamos pensado:

    Mira a estas que se hacen pasar por feministas porque est√° de moda y, mientras tanto, hacen clic mientras hacen verg√ľenza corporal.

    Y esto, a grandes rasgos, es lo que debieron pensar muchos ayeres.

    Nosotros tambi√©n lo habr√≠amos pensado, dijimos y, de hecho, solo podemos agradecer a estas personas que han estado tan dispuestas a indignarse y defender una lucha que nos involucra a todos - que contra la verg√ľenza corporal y, de manera m√°s general, cualquier discriminaci√≥n e representaci√≥n estereotipada y machista de las mujeres -, tanto hemos mostrado una gran disposici√≥n a escuchar al escuchar nuestras razones y una loca empat√≠a en comprender, aunque no justificarlo, lo que ha sucedido.

    Sin embargo, queremos responder directamente a una duda legítima:

    ¬ŅNo cambi√≥ realmente Roba da Donne su l√≠nea editorial por oportunismo?

    S√≠, en serio. La raz√≥n es obvia. Para dar vida a la nueva redacci√≥n de Roba da Donne, se convoc√≥ a personas y cada una de estas personas tiene diferentes ideas, valores, tama√Īos, historias de vida, orientaciones sexuales, batallas p√ļblicas y privadas que no son compatibles con valores distintos a los declarados hoy por Cosas para mujeres.

    ¬ŅCu√°les son estos valores? Intentamos resumirlos en una frase.

    ¬ŅPor qu√© una mujer deber√≠a so√Īar con ser princesa o Wonder Woman, cuando es √ļnica y puede ser lo que quiera?

    Frase en la que creemos profundamente y que, a decir verdad, choca con la conveniencia de una representación femenina que, hoy, tiende a describir a la mujer como un super heroína superpoder, pero que, en nuestra opinión, encarna sólo una estereotipo contemporáneo, quizás mejor de lo que solía ser, pero igual de ajeno y poco representativo de la mayoría de nosotros.

    Roba da Donne hoy tiene la ambición de convertirse en una mujer capaz de hablar de mujeres más allá de todos los estereotipos, incluso los actuales.
    ¬ŅQui√©n es la mujer con la que queremos hablar?
    Es una mujer ambiciosa en el trabajo o ama de casa por vocación, talla XS-SML-XL-XXL o XXXL, es madre o no quiere tener hijos, cree en el matrimonio u otras formas de estar juntos, es soltera, ama solo a un hombre, a muchos u otras mujeres, cree en diferentes religiones o no cree en ellas en absoluto, a veces es frágil, a veces fuerte ... Es muchas cosas y muchas opciones. Ella es una mujer de verdad. Hay muchas mujeres reales. Cansado de modelos que no los representan. Cada uno diferente del otro, ninguno mejor, pero todos con el deseo de afirmar su singularidad y su idea de feminidad.

    Entonces, ¬Ņsomos duros, puros y libres de cualquier compromiso o intenci√≥n econ√≥mica?
    No, claramente no lo somos. Sobre el hecho de que un periódico no es una entidad sin ánimo de lucro, que tiene el deber de pensar en la sostenibilidad económica y que esta no está en contradicción con darse una ética o un código moral También ya había hablado de ello en este otro artículo.

    Además, esta es una publicación que recomendamos a aquellos que quieran explorar más a fondo los temas tratados hasta ahora y que también muestra cómo nuestra elección editorial fue intencional y ciertamente no el resultado de un mero cálculo oportunista.
    Cualquiera del sector editorial, de hecho, no puede ignorar que, hasta la fecha, a pesar de las afirmaciones de Facebook y Google, din√°micas como las de noticias falsas, del verg√ľenza corporal y otras pr√°cticas piratas a menudo pagan mucho m√°s que elecciones √©ticas.

    Para los que quieran echarnos una mano

    ¬ŅPodemos garantizar que nada como esto vuelva a suceder?
    ¬ŅPodemos prometerle que no encontrar√° ning√ļn otro contenido de bajo nivel en Cosas para mujeres?
    Nos gustaría decirte que sí. La realidad es que la cantidad de contenido creado en una década de actividad es tal y está esparcido por todos lados que no, lamentablemente no podemos garantizarlo.
    Lo que podemos hacer es hacer todo lo posible para encontrar este contenido, remediarlo y comprometernos cada día a construir contenido valioso y pedirle que nos ayude a ser mejores, si lo desea, informándonos de cualquier contenido a través de los canales de las redes sociales o este correo electrónico. [email protected]

    Finalmente, de forma sencilla y sin coartada, seguimos pidiendo perdón.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir

    Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. Más Información