El melanoma

melanoma

El melanoma es el tipo m√°s grave de c√°ncer de piel. Con frecuencia, el primer signo de melanoma es un cambio en el tama√Īo, la forma, el color o la textura de un lunar. La mayor√≠a de los melanomas tienen un √°rea negra o azulada. El melanoma tambi√©n puede aparecer como un nuevo lunar. Puede ser negro, anormal o de aspecto "desagradable".

Pensar en "ABCDE" puede ayudarle a recordar lo que debe tener en cuenta:

  • Asimetr√≠a: el contorno de una mitad no es igual al de la otra.
  • Bordes: los bordes son desiguales, borrosos o irregulares
  • Color: El color es desigual y puede incluir tonos negros, marrones y canela.
  • Di√°metro: hay cambios de tama√Īo, normalmente se hacen m√°s grandes.
  • Evoluci√≥n: Cualquier cambio en el lunar en las √ļltimas semanas o meses

La cirug√≠a es el primer tratamiento para todas las diferentes etapas del melanoma. Otros tratamientos incluyen quimioterapia y radiaci√≥n, terapia biol√≥gica y localizada. La terapia biol√≥gica aumenta la capacidad del cuerpo para combatir el c√°ncer. La terapia localizada utiliza sustancias que atacan las c√©lulas cancerosas sin da√Īar las c√©lulas sanas.

√ćndice()

    Melanoma cancer

    La forma más peligrosa de cáncer de piel. En etapas avanzadas, puede ser una enfermedad grave; si se propaga a los órganos internos, puede poner en peligro la vida. Afortunadamente, el melanoma rara vez aparece sin previo aviso. Hay que estar alerta porque si se detecta temprano, casi siempre es curable.

    Los lunares, las manchas marrones y los crecimientos de la piel suelen ser benignos, aunque no siempre. Si alguien tiene m√°s de 100 lunares, tiene un riesgo m√°ximo de padecer melanoma. Los primeros signos pueden aparecer en uno o m√°s de estos lunares. Por eso es tan importante conocer muy bien tu propia piel. Examine la piel de todo el cuerpo una vez al mes y p√≠dale a un m√©dico que la revise una vez al a√Īo.

    Melanoma maligno

    El melanoma maligno (MM) es el tumor maligno derivado de los melanocitos, las células que producen el pigmento (melanina) en la piel. Es un tumor que generalmente se desarrolla en la piel, aunque también puede aparecer en las membranas mucosas y en otros lugares. La MM se observa predominantemente en individuos adultos jóvenes; en las mujeres se observa con mayor frecuencia en las extremidades, y en los hombres en el tronco, la cabeza y el cuello, aunque puede aparecer en cualquier lugar de la piel.

    Melanoma sintomas

    Cualquier lunar, llaga, protuberancia, imperfección, marca o cambio inusual en la apariencia o sensación de un área de la piel podría ser un signo de melanoma u otro cáncer de piel o una advertencia de que puede ocurrir.

    • Lunares normales
      Un lunar normal generalmente es una mancha uniformemente marr√≥n, canela o negra en la piel. Puede ser plana o prominente, redonda u ovalada. Los lunares generalmente tienen menos de 6 mil√≠metros (aproximadamente 1/4 de pulgada) de ancho (aproximadamente el ancho de la goma de borrar de un l√°piz). Algunos lunares pueden estar presentes al nacer, pero la mayor√≠a aparecen durante la ni√Īez o la juventud. El m√©dico debe examinar los lunares nuevos que aparecen posteriormente en la vida de una persona.

    Una vez que un lunar se ha originado, generalmente permanecer√° del mismo tama√Īo, forma y color por muchos a√Īos. Eventualmente, algunos lunares pueden desaparecer.

    La mayor√≠a de las personas tienen lunares y la mayor√≠a son inofensivos. Sin embargo, es importante reconocer los cambios en un lunar (como su tama√Īo, forma o color) que pueden sugerir que se est√° desarrollando un melanoma.

    El signo m√°s importante del melanoma es un lunar nuevo en la piel o un lunar existente que ha cambiado de tama√Īo, forma o color. Otro signo importante es un lunar que se ve diferente de los otros en su piel (conocido como el signo del patito feo). Si usted tiene cualquiera de estos signos, consulte a su m√©dico para un chequeo de la piel.

    La regla ABCDE es otro método para identificar los signos comunes del melanoma. Esté alerta y notifique a su médico si nota lunares que tengan cualquiera de las siguientes características:

    • A de Asimetr√≠a: la mitad del lunar o marca de nacimiento no corresponde a la otra mitad.
    • Borde B: Los bordes son desiguales, desiguales, dentados o borrosos.
    • C de Color: el color no es uniforme y puede incluir tonos marrones o negros, o a veces manchas rosadas, rojas, azules o blancas.
    • D de Di√°metro: El lunar tiene m√°s de 6 mil√≠metros de ancho (alrededor de ¬ľ inch o m√°s o menos del tama√Īo de una goma de borrar de un l√°piz), aunque a veces los melanomas pueden ser m√°s peque√Īos que esto.
    • E de Evoluci√≥n: El tama√Īo, la forma o el color del lunar est√° cambiando.

    Algunos melanomas no siguen las reglas descritas anteriormente. Es importante que le informe a su médico acerca de cualquier cambio en su piel o lunares nuevos o crecimientos que usted note como diferentes al resto de sus lunares.

    Otras se√Īales de advertencia son:

    • Una llaga que no sana.
    • Diseminaci√≥n del pigmento desde el borde de un parche hasta la piel circundante.
    • Enrojecimiento o hinchaz√≥n nueva m√°s all√° del borde.
      Cambio en la sensibilidad (picazón, sensibilidad o dolor).
    • Un cambio en la superficie de un lunar (descamaci√≥n, sangrado o la aparici√≥n de un bulto o n√≥dulo).
    • Aseg√ļrese de mostrarle a su m√©dico cualquier √°rea de preocupaci√≥n y p√≠dale que mire las √°reas que usted tiene dificultad para ver. A veces es dif√≠cil diferenciar entre el melanoma y los lunares comunes, incluso para los m√©dicos. Por lo tanto, es importante mostrarle a su m√©dico cualquier lunar que le preocupe.

    Melanoma benigno

    El melanoma benigno es un término muy confuso para muchas personas. La mayoría de nosotros oímos el término melanoma y automáticamente asumimos que es cáncer de piel o melanoma maligno. Melanoma benigno es sólo otra palabra para un lunar o nevo/nevus. Mucha gente tiene muchos de estos en su piel, y aunque representan la posibilidad de cambiar y volverse malvados, nunca serán capaces de hacerlo.

    Ejemplos de lunares benignos o melanomas representan grupos de c√©lulas pigmentadas llamadas melanocitos. Cuando estas c√©lulas se aglutinan, producen manchas marrones, negras o a veces rosadas, redondeadas u ovales en la piel. Estos grupos de c√©lulas pueden no ser pr√°cticamente m√°s grandes que la cabeza de un alfiler, o pueden ser del tama√Īo de la punta del dedo o m√°s grandes.

    También pueden existir diferencias en la textura. Cuando usted pasa el dedo sobre un lunar, puede notar un tacto diferente al resto de la piel, o alternativamente puede notar que el lunar se eleva por encima del nivel de la piel. Estas diferencias se consideran normales. Otras características de esta afección son que el lunar tiene el mismo grosor, es simétrico y no parece estar creciendo.

    Es importante entender la definición de melanoma benigno. Esto permite comparar formas benignas con formas malignas de melanoma. Especialmente cuando las personas tienen piel clara y muchos lunares, están en mayor riesgo de esta forma mortal de cáncer de piel. Una característica importante del cuidado de la piel es controlar los cambios en los lunares y el resto de la piel que pueden sugerir la presencia de un melanoma maligno.

    A diferencia del melanoma benigno, los límites de un melanoma maligno se caracterizan por ser asimétricos y sus bordes pueden no ser lisos. El lunar también puede presentar un crecimiento rápido. Se puede sospechar la presencia de melanoma maligno si el lunar se abre y sangra. También puede tener varios colores en lugar de un solo color. Cualquier lunar más grande que un dedo generalmente es sospechoso, aunque algunas personas tienen lunares muy grandes que son claramente benignos.

    Si cualquiera de estos signos se desarrolla en uno o m√°s lunares, lo mejor que puede hacer es concertar una cita con un m√©dico de familia o dermat√≥logo. Pueden tomar una muestra de lunar o extirpar completamente las capas superficiales para evaluar la malignidad. En muchas circunstancias, afortunadamente, las pruebas confirman un diagn√≥stico de melanoma benigno. Muchos dermat√≥logos recomiendan ex√°menes anuales para las personas que tienen un n√ļmero significativo de lunares. Esta es una buena manera de determinar si ha habido cambios durante un a√Īo que puedan requerir pruebas.

    Por supuesto, otra prevenci√≥n para las personas es tener mucho cuidado con la exposici√≥n al sol. Un melanoma benigno puede convertirse f√°cilmente en un melanoma maligno cuando las personas no usan bloqueador solar regularmente o ropa con bloqueador solar. Este c√°ncer de piel est√° absolutamente relacionado con el da√Īo cut√°neo, como los causados por la exposici√≥n al sol.

    Melanoma causas

    Los investigadores han encontrado algunos factores que pueden aumentar el riesgo de una persona de desarrollar melanoma, pero a√ļn no est√° claro exactamente c√≥mo estos factores causan la enfermedad.

    Por ejemplo, aunque la mayor√≠a de los lunares nunca se convierten en melanoma, algunos s√≠ lo hacen. Los investigadores han encontrado algunos cambios gen√©ticos dentro de las c√©lulas de un lunar benigno que pueden hacer que se conviertan en c√©lulas de melanoma. Sin embargo, a√ļn no se sabe exactamente por qu√© algunos lunares se vuelven cancerosos o por qu√© tener muchos lunares at√≠picos (displ√°sicos) puede aumentar el riesgo de desarrollar melanoma.

    En a√Īos recientes, los investigadores han aprendido mucho acerca de c√≥mo ciertos cambios en el ADN pueden causar que las c√©lulas normales se vuelvan cancerosas. El ADN es la sustancia qu√≠mica en cada una de nuestras c√©lulas que compone nuestros genes (las instrucciones sobre c√≥mo funcionan nuestras c√©lulas). Normalmente nos parecemos a nuestros padres porque nuestro ADN proviene de ellos. Sin embargo, el ADN no s√≥lo afecta nuestra apariencia.

    Algunos genes controlan cuándo crecen nuestras células, cuándo se dividen para formar nuevas células y cuándo mueren. Ciertos genes que ayudan a las células a crecer, dividirse y mantenerse vivas se llaman oncogenes. Los genes que mantienen el control del crecimiento celular o hacen que las células mueran de manera oportuna se denominan genes supresores de tumores. El cáncer puede ser causado por cambios en el ADN que activan los oncogenes o desactivan los genes supresores del tumor. Por lo general, es necesario que ocurran cambios en varios genes diferentes para que una célula se vuelva cancerosa.

    Los rayos ultravioleta (UV) son sin duda una de las principales causas de muchos melanomas. Los rayos UV pueden da√Īar el ADN de las c√©lulas de la piel. Algunas veces, este da√Īo afecta ciertos genes que controlan la manera en que las c√©lulas de la piel crecen y se dividen. Si estos genes ya no funcionan adecuadamente, las c√©lulas afectadas pueden formar c√°ncer.

    La mayor√≠a de los rayos UV provienen de la luz solar, pero una cierta cantidad puede provenir de fuentes artificiales, como las camas de bronceado. Generalmente no est√° claro cu√°ndo la exposici√≥n a la luz ultravioleta causa da√Īo al ADN que puede conducir al c√°ncer en el futuro. Algunos de los da√Īos pueden haber ocurrido unos pocos a√Īos antes de la aparici√≥n del c√°ncer. Sin embargo, gran parte de esta aparici√≥n de c√°ncer puede deberse a exposiciones que han ocurrido muchos a√Īos antes. Los ni√Īos y los j√≥venes a menudo est√°n sobreexpuestos a la luz solar intensa que puede no conducir al c√°ncer durante muchos a√Īos, o incluso d√©cadas, por venir.

    La mayor√≠a de los cambios gen√©ticos que se observan com√ļnmente en las c√©lulas del melanoma no son hereditarios, pero es m√°s probable que resulten del da√Īo causado por la luz solar. En algunas personas, como las que tienen xerodermia pigmentosa (XP), las c√©lulas de la piel no son tan capaces de reparar el ADN da√Īado. Estas personas son m√°s propensas a desarrollar melanoma.

    Algunos melanomas se originan en partes del cuerpo que rara vez están expuestas a la luz solar. Estos melanomas a menudo tienen diferentes cambios genéticos que los melanomas que se desarrollan en áreas expuestas al sol.

    Cuando los melanomas son hereditarios, las mutaciones genéticas que aumentan significativamente el riesgo de melanoma a menudo se transmiten de una generación a otra. Los melanomas familiares (hereditarios) suelen tener cambios en los genes supresores de tumores, como CDKN2A, (también conocido como p16) y CDK4, que impiden que estos genes realicen sus funciones normales de controlar el crecimiento celular. Los científicos deducen que esto podría eventualmente conducir al cáncer.

    También se han encontrado muchos otros cambios genéticos en las células del melanoma. Algunos de ellos han demostrado ser buenos objetivos para los medicamentos que ayudan a tratar esta enfermedad. Por ejemplo, aproximadamente la mitad de todos los melanomas tienen un cambio (mutación) en el oncogén BRAF que ayuda a impulsar su crecimiento. Este cambio no es hereditario, pero parece ocurrir durante el desarrollo del melanoma. Actualmente se utilizan varios fármacos que se dirigen específicamente a las células con este cambio genético para tratar estos melanomas.

    Melanoma tratamiento

    Una vez que el melanoma es diagnosticado y estadificado, su equipo de cuidado de cáncer discutirá sus opciones de tratamiento con usted. Dependiendo de su situación, usted puede tener diferentes tipos de médicos en su equipo de tratamiento. Estos médicos pueden incluir

    • Un dermat√≥logo: Un m√©dico que trata enfermedades de la piel.
    • Un onc√≥logo quir√ļrgico (o un onc√≥logo quir√ļrgico): Un m√©dico que utiliza la cirug√≠a para tratar el c√°ncer.
    • Un m√©dico onc√≥logo: Un m√©dico que trata el c√°ncer con medicamentos, como quimioterapia, inmunoterapia o terapia dirigida.
    • Un radionc√≥logo: Un m√©dico que trata el c√°ncer con radioterapia.
    • Muchos otros especialistas tambi√©n pueden formar parte de su equipo de atenci√≥n m√©dica, incluyendo asistentes m√©dicos, enfermeras practicantes, especialistas en nutrici√≥n, trabajadores sociales y otros profesionales de la salud. Para obtener m√°s informaci√≥n sobre qui√©n podr√≠a formar parte de su equipo de atenci√≥n del c√°ncer, lea nuestro documento Profesionales de la salud asociados con la atenci√≥n del c√°ncer.

    Es importante que hable con su equipo de atención del cáncer sobre todas las opciones de tratamiento, así como sobre los posibles efectos secundarios, para ayudarle a tomar la decisión que mejor se adapte a sus necesidades. Si no entiende algo, pídales que se lo expliquen (Lea la sección "Qué preguntar a su médico sobre el cáncer de piel de melanoma" para algunas preguntas que pueda tener).

    Dependiendo de la etapa de su c√°ncer y otros factores, sus opciones de tratamiento pueden incluir

    • Cirug√≠a
    • Inmunoterapia
    • Terapia Dirigida
    • Quimioterapia
    • Radioterapia

    Con frecuencia, los melanomas en estadio temprano se pueden tratar eficazmente con cirugía sola, aunque los cánceres más avanzados a menudo requieren otros tratamientos. Algunas veces se utiliza más de un tipo de tratamiento. Siga este enlace para obtener más información sobre las opciones de tratamiento más comunes para cada etapa del melanoma.

    Cuando el tiempo lo permite, a menudo es una buena idea buscar una segunda opinión que le pueda dar más información y ayudarle a sentirse bien sobre el plan de tratamiento que elija.

    Videos de melanoma

    Mas información acerca de las enfermedades de la piel

    [orbital_cluster categories="6" order="DESC" orderby="rand" postperpage="40" featured="40"]

     

     

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir

    Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. Más Información