El extraordinario y conmovedor gesto de un extraño para esta madre soltera

El extraordinario y conmovedor gesto de un extraño para esta madre soltera

Cada vez son más las mujeres que, tras una separación o por elección propia, crían solas a un hijo, pero un gesto amable y extraordinario es suficiente para mejorar el día de una persona, aunque esté preocupada por el futuro del niño. De hecho, una madre estadounidense quedó muy impresionada cuando un perfecto desconocido la ayudó con un gesto realmente dulce.
Como se informó Panda aburrido, Billie, madre soltera de Florida, fue contactada recientemente por una desconocida en un chat conformado por madres, quienes le ofrecieron comprar útiles escolares para su hijo, sin querer nada a cambio, con el fin de quitarle un pensamiento que la atormentaba desde hace tiempo. La buena mujer samaritana, sin embargo, tenía algunas condiciones.

Índice()

    Las condiciones

    Las condiciones de esta buena samaritana, después de haber explicado que la motivación del gesto es corresponder al bien recibido de otras personas, son las siguientes:

    • permanecer absolutamente anónimo;
    • avise a tiempo si no desea aceptar la ayuda propuesta, para que posiblemente pueda ayudar a otra persona;
    • corresponder la ayuda a otra persona desconocida, para seguir difundiendo el bien.

    La reacción de Billie

    Billie confesó a la revista en línea que se sintió muy conmovida por el gesto y explicó brevemente algunas de las dificultades que enfrenta una madre soltera.

    Mi hijo tiene 7 años y estará en su segundo año el próximo año. Siempre hemos sido solo él y yo, he estado soltero durante 7 años, prácticamente desde su nacimiento. Tengo cuatro trabajos y también soy estudiante a tiempo completo, por lo que no tengo mucho tiempo para las citas. Criar a un niño totalmente solo es muy difícil, pero honestamente nunca lo hubiera hecho sin el apoyo de mi familia y amigos y últimamente la amabilidad de completos desconocidos. Conocí a este buen samaritano en una charla de mamá, donde un par de veces le pedí consejo. Al principio era bastante escéptico acerca de su amabilidad, pero luego tuve que cambiar totalmente de opinión. Le debo mucho a esta mujer. Espero que esta historia mía ayude a otras personas a hacer el bien incondicionalmente.

    Ser madre soltera

    Ser madre soltera, la mayor parte del tiempo, significa que necesitas ayuda, pero no la digas. Y no solo no lo digas. No lo quiero. Porque inicialmente el orgullo o la vergüenza de pedir ayuda es demasiado.

    Significa pedir ayuda, finalmente comprender que no es un delito. Porque después de cansarse llega un momento de conciencia: pedir ayuda es normal. Es un derecho. También se entiende que las personas más cercanas están felices de hacerlo, porque no es racional ni realista no querer pedir ayuda. Es una sensación maravillosa, no sentirse solo y saber que siempre hay alguien dispuesto a echar una mano en momentos de necesidad.

    Significa comprometerse a intentar tener una vida social, aunque no exista y luche por volver y al final no importa, porque lo que importa es tu hijo. Para tener una vida social, no hace falta decirlo, necesitas esa ayuda que eres tan reacio a pedir, pero que en última instancia es providencial.

    Significa convertirse en un mago salvador. Dejemos de lado los folletos, las cuentas de acumulación, las pólizas de seguros de vida y todo lo que, euro tras euro, podría convertirse gradualmente en un nido para el futuro. Es difícil, porque ahí están las cuentas que dicen que hay dos. Sobre todo porque intentamos que al pequeño no le falte de nada. Pero la realidad no debe subestimarse y luego convertirse en un hámster financiero se convierte en algo fundamental.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir

    Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. Más Información