Dieta contra anemia

Hay varias causas que producen la anemia pero la más común es la insuficiente ingesta de hierro en los alimentos en la dieta habitual.  Los alimentos que tienen una gran cantidad de hierro de origen animal son: carnes rojas ternera y cordero, pescados como sardina, rape, pesadilla, hígado, foi-gras, pavo, conejo, crustáceos como almejas, berberechos, mejillones, además de yema de huevo. Hay alimentos de origen vegetal que aportan una buena cantidad de hierro como: verduras de hojas como acelga, espinaca, pepino, perejil, legumbres como lentejas, frutos secos como pistachos y pipas de girasol.

El tofu, cereales integrales y el chocolate contienen una óptima cantidad de hierro.  Además es importante consumir alimentos con vitamina C ya que ayuden a absorber el hierro, por lo que se recomienda comer cítricos como naranja, mandarina, limón, pomelo, así como kiwi, fresa, piña, papaya, dátiles.  Es importante consumir tomate, pimiento ya que estas verduras también permiten absorber mejor el hierro en el organismo. Las personas con anemia deben reducir el consumo de lácteos y productos con calcio como leche, yogurt y queso porque este dificulta la absorción del hierro.

Cuando se consuman lácteos hay que separarlos de las comidas donde se consuman alimentos con hierro para que no se mezclen. La dieta para combatir la anemia requiere de reforzar el consumo de algunos alimentos para que se reponga la cantidad de hierro en el cuerpo y este vuelva a funcionar correctamente. Lo más relevante es comer de todo un poco y evitar los alimentos que no son sanos. La anemia es una deficiencia nutricional bastante común que con una alimentación variada, natural y saludable se puede revertir en poco tiempo. Si el medico lo recomienda también hay suplementos vitamínicos que aportan hierro que complementan la dieta.

Subir

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. Más Información