Cómo usar mejor el polvo

Cómo usar mejor el polvo

La polvos es un aliado muy preciado para nuestro maquillaje: nos ayuda a preservar nuestra base de maquillaje, a dar luminosidad a la tez y matificar cualquier brillo del rostro.
El polvo, si se elige y usa correctamente, además de fijar el maquillaje, puede proteger la piel de los agentes externos, absorber el exceso de sebo, controlar el brillo de la piel grasa y suavizar la tez.
¡Veamos los diferentes tipos y usos del polvo y cómo aprovecharlo al máximo!

Índice()

    1. Polvo facial transparente y compacto

    polvo compacto
    Fuente: web

    Polvo, también llamado sonrojo, se subestima muy a menudo y muchas mujeres no comprenden la importancia real de este producto. La mayoría de nosotros usamos productos en crema para crear la base del rostro: estos productos tienden a derretirse o crear manchas brillantes en el rostro, especialmente en aquellos con piel grasa.
    El polvo sirve para minimizar esta claridad y hacer que el piel aterciopelada y sedosa, ocultando y suavizando aún más las diversas imperfecciones.

    El polvo suelto o compacto puede ser de colores y podría alterar el color de la base de nuestra cara.
    Si se pulveriza y se retoca varias veces al día, crea el efecto de capas en el rostro.
    La razón por la que evitar el rubor en polvo gratis es una cuestión de dosificación: dado que el polvo es gratis es difícil tomar la cantidad adecuada de producto y especialmente aquellos que no son muy expertos en maquillaje pueden arriesgarse al efecto "talco" en el rostro. El polvo compacto además de ser más preciso en la fase de aplicación también tiene mayor cobertura.

    La polvo transparente en cambio, es una innovación: es ligero y casi impalpable. Además, al ser transparente no altera el color de nuestra base facial y simplemente fija el maquillaje. El polvo compacto transparente es muy fino y ligero, el efecto en el rostro será casi imperceptible y será muy natural.

    El rubor compacto también se puede encontrar en forma de pequeñas bolas prensadas.

    2. Polvos iluminadores y matificantes

    polvo compacto matificante iluminador
    Fuente: web

    El polvo matificante es perfecto para aquellos con piel grasosa y constantemente tiene manchas brillantes en la cara, un efecto muy molesto especialmente en las fotos.

    La técnica de horneando: el polvo debe aplicarse en las zonas críticas del rostro (nariz, frente, barbilla y debajo de los ojos) en grandes cantidades y dejarlo casi como si fuera a absorber. Pasados ​​unos minutos se eliminará el exceso con un cepillo. ¡Tu piel se mantendrá suave y tersa todo el día sin necesidad de retoques!

    El polvo iluminador, por otro lado, es adecuado para aquellos con piel seca pero también es perfecto para completar el contorno e iluminar las zonas del rostro que queremos resaltar: frente, centro de la nariz, comisuras de la boca y parte superior de las mejillas. Este tipo de rubor contiene partículas reflectantes que crean un efecto luminoso en el rostro.
    Recuerda también que el polvo iluminador aumenta los volúmenes: así que evítalo si tienes la cara redonda o regordeta.

    3. El cepillo para polvos

    cepillos en polvo
    Fuente: web

    El pincel de rubor correcto sería el clásico. cepillo ancho con cerdas gruesas para una aplicación ligera y natural.
    Gracias a este pincel se puede modular la aplicación según el tipo de efecto que queramos crear: desde el más claro hasta el más opaco.

    Recuerda siempre no aplique el polvo sobre una base de maquillaje fresca. ¡Deja que la base líquida se seque y luego colócala! Si aplicas el rubor sobre una base de maquillaje que aún no está seca, corres el riesgo de dejar marcas y rayas a causa de la brocha. En este caso, aún tendrá que retroceder para corregir el error aplicando más base.

    Como alternativa al cepillo también puede utilizar el esponja, que puede ser tanto seco como húmedo. Si la esponja está húmeda el efecto siempre será más ligero y más natural, mientras que si la esponja está seca el efecto sobre la piel será más pesado y más artificial.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir

    Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. Más Información