Cómo cuidar la vulva: higiene y picor

Cómo cuidar la vulva: higiene y picor

Este contenido es parte de la sección "Llamemos a las cosas por su nombre" con tecnología de Nuvenia
Leer todo

La vulva nos habla, aunque de forma silenciosa. Lo hace con olores, goteras, hinchaz√≥n, ardor y picor que nos hablan de su salud y nos dicen si su bienestar est√° en equilibrio. Aprender a leer estas se√Īales significa captar su evoluci√≥n, tanto fisiol√≥gica como patol√≥gica: oler, tocar y observar las mutaciones de la vulva da una ventaja invaluable en este sentido. Y por supuesto ayuda a reconocerlo, identificando cada aspecto anat√≥mico y descubriendo su singularidad.

Hablar de c√≥mo debe ser una vulva a nivel est√©tico, de hecho, no tiene sentido, pero es algo que suelen hacer sobre todo las muy j√≥venes. Cada vulva es diferente en forma, tama√Īo, olor, color, bien representada en la canci√≥n y el video de Nuvenia ‚ÄúViva La Vulva‚ÄĚ.

En cambio, lo que tiene sentido y se debe hacer es hablar sobre lo que distingue a una vulva sana de una que nos env√≠a se√Īales para decirnos que algo anda mal.

A continuación se ofrecen algunos consejos para aprender a escucharlo.

√ćndice()

    Cómo se ve una vulva cuando está sana

    Adem√°s de los aspectos anat√≥micos que componen elsistema genital femenino externo (monte de Venus, labios mayores, labios menores, cl√≠toris, orificio urinario, orificio vaginal) e interno (la vagina, el cuello uterino, l '√ļtero, la trompas de Falopio y el ovarios) la vulva vive y se protege gracias a la proliferaci√≥n de la flora bacteriana vaginal, un conjunto de bacterias buenas, en particular los lactobacilos, que permiten que el medio ambiente se proteja naturalmente de los ataques de microbios y bacterias externos e internos, igualmente peligrosos.

    yo lactobacilos en particular, producen ácido láctico, que ayuda a mantener en equilibrio el pH vaginal, y peróxido de hidrógeno, que limita el avance de las bacterias malas. Una combinación adecuada de higiene íntima y atención a la vulva mantiene su salud en niveles aceptables.

    los secreciones vaginales mantienen este entorno intacto, lo que hace que la vagina autolimpiante. Las buenas fugas, blanquecinas o transparentes, se utilizan para expulsar lo que no se necesita dentro del ecosistema: una especie de mecanismo automático de defensa e higiene que permite que la vagina y la vulva se mantengan sanas y limpias. Si no son muy invasivas, no tienen olores fuertes y no provocan picor ni irritación, son secreciones absolutamente fisiológicas y benévolas.

    los pH La vagina es otro valor a considerar. Para sentirse bien, el rango de edad fértil debe oscilar entre 3.8 y 4.5, garantizando un nivel de acidez que hace que el ambiente sea desagradable e inhóspito para las bacterias malas.

    El hecho de que el ambiente no sea lo suficientemente ácido (y por tanto la escasez de lactobacilos) es la razón por la que las infecciones, irritaciones y otros problemas generalmente proliferan libremente.

    Que duele la vulva

    Los lactobacilos proliferan naturalmente si todo en el entorno vaginal funciona. Pero cuando se altera el equilibrio, ¬Ņpor qu√© sucede? Parecer√° extra√Īo, pero dos de los enemigos jurados de la saludo vulvare son el escaso conocimiento de la anatom√≠a del aparato reproductor femenino y el uso de productos no aptos para la edad de la vulva (y por lo tanto de la mujer que es portadora sana).

    Los resultados de una encuesta de 2016 de la asociación La apelación de Eva realizado en 1000 mujeres británicas decretó que el 60% de los encuestados no tenía idea de dónde estaba la vulva, ni siquiera con un dibujo de la ropa interior femenina en el frente. Un estudio de 2010 de Centro Nacional de Información Biotecnológica Ya había anticipado que el conocimiento de cómo es una vulva y dónde está, incluso para qué se usa, era un misterio para el 80% de los hombres y el 62% de las mujeres involucradas en la investigación.

    La confusi√≥n entre los orificios (uretral y vaginal) e incluso el diferencia entre vulva y vagina contribuir a un mantenimiento incorrecto del equilibrio √≠ntimo. ¬ŅC√≥mo cura lo que no sabe?

    La vagina es "autolimpiante": porque siempre nos hemos equivocado al limpiarla.

    Una de las curiosidades más interesantes de la vagina es que es autolimpiante: son las secreciones vaginales las que mantienen estable su equilibrio, eliminando las bacterias malas del interior. Una correcta higiene íntima se confunde a menudo con una limpieza excesiva y el uso demasiado frecuente de detergentes, incluso duchas vaginales: en realidad es la vulva la que necesita ser lavada como cualquier otra parte del cuerpo (y con los productos adecuados). , mientras que el canal vaginal en la mayoría de los casos no tiene la necesidad de un lavado demasiado intrusivo.

    Uno de los problemas relacionados con el correcto cuidado de la vulva es el uso de productos y perfumes agresivos de higiene, o de tejidos sint√©ticos que no respetan la flora vaginal natural y limitan la proliferaci√≥n de lactobacilos. La mucosa vaginal, al igual que sus paredes, envejece: seg√ļn la edad es necesario pasar a productos de higiene √≠ntima con pH diferente, es decir, neutro en el caso de las ni√Īas, √°cido en la edad f√©rtil, ligeramente alcalino en menopausia.

    La vulva y la vagina tienen funciones diferentes, son dos cosas diferentes y para mantenerlas sanas debemos estar poco (o casi) interesados ‚Äč‚Äčen limpiar la vagina y evitar los lavados internos y duchas vaginales, centr√°ndose en la higiene adecuada de las paredes externas (vulva). Seg√ļn una investigaci√≥n de Departamento de Salud y Servicios Humanos ' Oficina de Mujeres Hsalud1 de cada 5 mujeres estadounidenses entre las edades de 15 y 44 usan duchas vaginales para limpiar la vagina, una actividad que la vagina no necesita la mayor parte del tiempo. Los expertos que siguieron el estudio coinciden en que lavarse la vagina es un h√°bito nocivo porque este tipo de limpieza no ayuda, sino que alterna, la buena flora bacteriana.

    Por su parte, aunque se trata de un sistema autosuficiente, el de la vulva también es un entorno muy delicado. Tan delicado que no se necesita mucho para socavar su estabilidad. Además de utilizar los productos equivocados que alteran el pH y la desinformación sobre tu vulva, existen otras situaciones que pueden empeorar tu salud al provocar infecciones, picazón, hinchazón e irritación.

    • Alimentaci√≥n incorrecta: el caf√©, los productos l√°cteos y las prote√≠nas animales, si se consumen en grandes cantidades, pueden provocar una alteraci√≥n de la flora bacteriana.
    • Mojar los tejidos despu√©s de nadar: es mejor evitar mantener las partes √≠ntimas en contacto durante demasiado tiempo con el nailon de un traje de ba√Īo impregnado con agua de piscina (y por tanto con cloro).
    • La arena: la arena que penetra en el disfraz puede literalmente ir a cualquier parte. Y puede provocar lesiones internas y microabrasiones, as√≠ como infecciones provocadas por bacterias presentes en la propia arena.
    • Pantalones demasiado ajustados: retienen el calor y ayudan a que las bacterias proliferen. En general, el calor no es amigable con el entorno vulvar.
    • Tejidos sint√©ticos: no ayudan a la vulva a respirar. Mejor elegir ropa interior en algod√≥n o fibras naturales para asegurar su transpirabilidad.
    • Cambios de absorbente demasiado espor√°dicos: es ideal elegir productos adecuados y cambiarlos con frecuencia durante el ciclo menstrual.
    • Limpiarte mal: se limpia de adelante hacia atr√°s, para no llevar bacterias del recto a la vulva.

    ¬ŅQu√© sucede cuando cambia el equilibrio de la vulva?

    Del video ‚ÄúViva la vulva‚ÄĚ, campa√Īa de Essity para Nuvenia

    Si alguna de estas causas externas - higiene incorrecta o incorrecta para la edad de la mujer, productos y tejidos incorrectos, bacterias externas, flora bacteriana vaginal inexistente o alterada - ataca el medio vulvar, la reacción de los tejidos que la componen es cristalina. Y a menudo devuelve olores, picazón y fugas que son una verdadera alarma.

    Cuando la vulva nos habla con olores

    Identificar el olor natural de la vagina es muy dif√≠cil, porque cada mujer tiene uno personal y diferente a las dem√°s. Pero es muy f√°cil entender si ese olor es "incorrecto" para interpretar los signos de una irritaci√≥n, o peor a√ļn, de una infecci√≥n en curso.

    Los malos olores son aquellos que se asemejan a pescado o queso. Particularmente si la vagina emite un olor claro que se asemeja al olor a pescado, puede haber uno. vaginosis bacteriana, que es una infecci√≥n que hace que las bacterias malas proliferen y maten a las buenas. A pesar de ser una infecci√≥n com√ļn (seg√ļn la Centros para el control de enfermedades y Prevenci√≥n es el m√°s com√ļn entre las mujeres entre 15 y 45 a√Īos) es muy molesto: entre las causas de la vaginosis bacteriana tambi√©n se encuentra el sexo sin protecci√≥n lo que favorece el paso de estas bacterias. Adem√°s del olor que es el signo m√°s evidente, el flujo vaginal, el picor y el ardor tambi√©n son s√≠ntomas de esta patolog√≠a.

    Cuando la vulva nos habla con picor

    A veces, la vulva también puede picar, otro signo que debe evaluarse y observarse cuidadosamente. La picazón se divide en tres tipos:

    • picaz√≥n externa: que a menudo son causadas por el uso de productos incorrectos, tejidos que aprietan demasiado el pubis, depilaci√≥n demasiado agresiva. En este sentido, el picor debe entenderse como una especie de reacci√≥n al√©rgica.
    • infecciones: que, adem√°s de la picaz√≥n, tambi√©n produce una secreci√≥n de moco vaginal de olor fuerte.
    • problemas de la piel: El eccema y la psoriasis pueden causar picaz√≥n vulvar.

    La picaz√≥n, en general, es una se√Īal de que algo anda mal. Incluso si es una picaz√≥n vulvar o externa, es mejor reevaluar su higiene √≠ntima y otros h√°bitos da√Īinos antes de que esa simple picaz√≥n se convierta en una infecci√≥n real.

    Cuando la vulva nos habla con hinchazón

    Los labios menores y los labios mayores que forman la parte externa de la vulva a menudo se ven afectados por irritaci√≥n, picaz√≥n pero tambi√©n hinchaz√≥n. ¬ŅQu√© significa cuando cambia su tama√Īo?

    • irritaci√≥n externa: una vez m√°s, los productos y tejidos incorrectos est√°n provocando una reacci√≥n de hinchaz√≥n en los labios vulvares.
    • alergia al latex: si la hinchaz√≥n ocurre despu√©s de una relaci√≥n sexual protegida, es posible que el l√°tex del cond√≥n la est√© causando.
    • micosis: que tambi√©n se acompa√Īa de p√©rdidas blanquecinas
    • vaginosis bacteriana: adem√°s del olor, la hinchaz√≥n tambi√©n es un s√≠ntoma.
    • parte: el parto puede causar hinchaz√≥n de los tejidos

    Cuando la vulva nos habla con ardor

    ¬ŅEs normal que la vagina se queme? Entre los motivos de esta sensaci√≥n puede haber varias causas: las principales son las infecciones por hongos y vaginosis bacteriana, ambas provocadas por una alteraci√≥n del pH √≠ntimo. Algunas enfermedades de transmisi√≥n sexual como clamidia o la gonorrea pueden tener ardor como s√≠ntoma. La cistitis, por otro lado, no es un ardor vaginal, porque es una inflamaci√≥n de la vejiga que a menudo se confunde, quiz√°s debido a la proximidad entre los orificios vaginal y uretral, con ardor √≠ntimo.

    De nuevo, las telas sint√©ticas o h√ļmedas podr√≠an ser la causa de la quemadura. En casos m√°s graves, la sensaci√≥n de ardor tambi√©n puede ser un s√≠ntoma de vestibolita vulvar, inflamaci√≥n del vest√≠bulo vulvar (la parte de la vulva entre los labios menores y la abertura del canal vaginal) que causa dolor durante las relaciones sexuales y hace que muchos aspectos de la vida diaria sean incapacitantes.

    La salud de la vulva en 7 consejos

    En resumen, la salud vulvar y vaginal depende de una combinación de hábitos. Los agentes externos, la nutrición, la higiene contribuyen a su equilibrio y evitan las reacciones más habituales como picor e hinchazón, irritación, secreciones malolientes y ardor que son síntoma de infecciones u otras patologías temporales.

    ¬ŅC√≥mo se evita enfermar una vulva? Aqu√≠ hay 7 consejos que resumen el viaje que hemos hecho hasta ahora sobre c√≥mo habla una vulva, nos dice c√≥mo es y c√≥mo mantenerla sana:

    • Use telas naturales o de algod√≥n, posiblemente no demasiado apretadas
    • Utilice productos de cuidado √≠ntimo para la vulva con el pH correcto para la edad de la mujer.
    • No deje telas sint√©ticas mojadas o h√ļmedas en contacto con la vulva durante demasiado tiempo.
    • Come sano, porque muchas de las bacterias de la vagina proceden del intestino: los alimentos integrales, las verduras y las legumbres favorecen la integraci√≥n de la fibra. El yogur, el k√©fir y otros alimentos fermentados ricos en probi√≥ticos aseguran la salud de la vulva y su flora bacteriana.
    • Orinar despu√©s del sexo
    • Cambie el tamp√≥n con frecuencia
    • L√≠mpiate adecuadamente

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir

    Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. Más Información