Dieta Atlántica

La dieta atlántica es, además de ayudar a perder peso, un aliado muy fuerte en la prevención y tratamiento de enfermedades cardiovasculares, hipertensión y obesidad. Es una de las dietas más practicadas en Portugal, utilizando alimentos del país, con grasas y antioxidantes saludables.

Índice()

    Los principales alimentos que contiene la dieta atlántica son:

    Menú de dieta atlántica

    Esta dieta permite el vino tinto durante las comidas, la pasta integral, algunas carnes rojas (no mucho) y productos lácteos. El aceite de oliva se utiliza para hacer alimentos y para condimentar verduras y ensaladas. También se recomienda el consumo de pescado, mar y río. Sin embargo, en la dieta atlántica, está expresamente prohibido consumir alimentos procesados, azúcares y fritos, que son más calóricos y perjudiciales para la salud del corazón.

    Un buen ejemplo de un menú para que la dieta atlántica funcione es:

    • Desayuno: una rebanada de queso blanco y pan de semillas; un vaso de leche sin azúcar; una fruta.
    • Almuerzo: un plato de sopa de verduras y un plato de merluza cocida con patatas cocidas y diversas verduras, condimentadas con aceite de oliva; una copa de vino tinto; una fruta de postre.
    • Merienda: una mezcla de pan de cereales con jamón de pavo y un vaso de leche sin azúcar.
    • Cena: un plato de sopa de verduras; un bistec con arroz y verduras varias, sazonado con aceite de oliva; una fruta para el postre.

    Consejos para seguir la dieta atlántica

    Antes de comenzar esta dieta para perder peso, consulte a su médico o nutricionista, sabiendo si puede tomar todas las comidas sin problemas. Utilice la sencillez en la preparación de sus alimentos, con el fin de mantener su calidad y valor nutritivo. Cocido, asado y frito en aceite de oliva son técnicas que no estropean la nutrición de los alimentos de la dieta atlántica. No haga de la dieta una pesadilla, coma y diviértase. Trate de hacer actividad física diariamente, es tan importante como comer correctamente.

    Los lácteos se consumen en forma moderada y desnatado para que ayude a perder peso. Se desaconseja las harinas y azucares refinadas. Para esta dieta es importante la forma de cocción de los alimentos para que sean más naturales y sean más livianos. Por eso se preparan la mayoría de los platos se realizan a la plancha, horno, al vapor o crudos. No se deben preparar comidas fritas por su alto contenido de grasas.  El consumo diario de cereales integrales, patatas y legumbres son importantes porque aportan los hidratos de carbono que son los que le dan energía al organismo.

    Los alimentos que no pueden faltar en la dieta atlántica son: frutas como manzanas, cítricos, banana entre otras, además de hortalizas como repollo, coliflor, repollo de Bruselas, judías verdes, zanahorias, tomates y pimientos. Se puede consumir carne sin grasa no más de 2 veces a la semana para poder aprovechar las proteínas que poseen, hay que acompañarla con verduras, hortalizas y legumbres. Es importante para esta dieta el consumo de agua durante el día y se permite beber una copa de vino en las comidas si la persona es sana.

    Más que una dieta es un estilo de alimentación la dieta atlántica ya que no determina un régimen o menú específico sino que recomienda ciertos alimentos naturales y formas de prepararlos para lograr una vida saludable. Con la alimentación atlántica se puede bajar de peso pero además permite prevenir enfermedades y lograr una vida larga.

    Subir

    Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. Más Información