10 mascarillas de belleza para todo tipo de piel

10 mascarillas de belleza para todo tipo de piel

Las mascarillas de belleza que existen en el mercado no siempre son efectivas para el cuidado de nuestra piel.
A menudo, a pesar del costo excesivo, son ricos en compuestos químicos nocivos para la salud.
Por eso queremos darte 10 recetas para mejorar tu apariencia, completamente natural y hazlo tú mismo.

Solo ten un poco más de tiempo.

Disfrute de un viernes por la noche libre, solo para usted.

Índice()

    - Mascarilla de miel

    (foto:Web)
    (foto:Web)

    La miel es un alimento completo, rico en propiedades beneficiosas y culinarias y también perfecto para suavizar la piel.

    La miel retiene la humedad y, por lo tanto, le da a la piel el grado adecuado de hidratación.

    Ayuda a eliminar el acné y los puntos negros, debilitando todas las formas de irritación.

    Rejuvenece y reduce las arrugas, restaurando la elasticidad natural de la piel.

    Puede usar miel extendiéndola sobre su cara a través de un movimiento circulatorio ascendente y luego golpee su cara con las yemas de los dedos. Deje reposar todo durante unos veinte minutos y enjuague con agua tibia y luego fría.

    Aquellos con piel seca pueden probar esta mascarilla:

    Ingredientes:
    - una yema de huevo,
    - una cucharada de leche;
    - media cucharadita de miel;
    - una cucharadita de leche en polvo, que puede reemplazar con harina de trigo o de almendras.

    Preparación:
    Batir la yema de huevo, luego agregar los demás ingredientes, extender la mascarilla por el rostro y cuello dejándola por un cuarto de hora. Finalmente enjuague, primero con agua tibia y luego con agua fría.

    - Mascarilla de aceite de oliva

    (foto:Web)
    (foto:Web)

    Con un exfoliante de aceite de oliva tu piel quedará suave y aterciopelada. Una mascarilla natural y eco-sostenible.

    A continuación, le indicamos cómo preparar un exfoliante que le dará excelentes resultados.

    Ingredientes:
    - 40 gr. de aceite de oliva virgen extra;
    - 30 gr. miel orgánica;
    - 115 gr. azúcar.

    Preparación:
    Tomar el aceite y verterlos en el recipiente y agregar la miel, finalmente agregar el azúcar, mezclar todo hasta obtener una mezcla homogénea. Masajee la piel durante aproximadamente un minuto y luego enjuague con agua tibia y seque su cara con una toalla suave.

    Recuerda desmaquillarte bien antes de hacer este exfoliante y evita el área de los ojos.
    Manténgalo bien cerrado, pero no en el refrigerador, y le durará hasta 30 días.

    -Mascarilla con yogur y frutos rojos

    (foto:Web)
    (foto:Web)

    Mascarilla perfecta para recuperar luminosidad.
    Los ingredientes son los de un batido pero ¡verás qué sorpresa!

    Consíguete un frasco de yogur natural y mételo en la licuadora con un puñado de moras, frambuesas y arándanos: agrega dos cucharaditas de miel y el jugo de dos rodajas de limón.

    Licúa todo y si quieres agregar un efecto exfoliante, agrega una cucharada de azúcar morena.

    Extiende la mascarilla en tu rostro y con la yema de los dedos extiéndela con pequeños movimientos circulares.

    Déjelo reposar en su cara durante unos 10 minutos y enjuague con agua tibia.

    Las bayas son ricas en antioxidantes y, combinadas con limón, ¡harán que tu piel esté fresca y radiante!

    Ps: si avanzas un poco siempre podrás saborearlo!

    - Máscara de pepino

    (foto:Web)
    (foto:Web)

    Licúa un pepino con la cáscara y filtra el exceso de líquido con ayuda de un pañuelo de algodón.

    Transfiera la pulpa de pepino y pélelo a una olla de yogur: mezclar bien y aplicar la mascarilla sobre la visa durante unos 10 minutos.

    - Mascarilla de zanahoria y miel

    (foto:Web)
    (foto:Web)

    Tritura finamente una zanahoria, hasta que se reduzca a pulpa, y agrega dos cucharaditas de miel: usa la mezcla obtenida como mascarilla.

    - Mascarilla de Apple y limón

    (foto:Web)
    (foto:Web)

    Rallar una Apple y agregar el jugo de medio limón: agregar una cucharadita de azúcar y esparcir la mezcla por el rostro, dejándolo reposar durante al menos 10 minutos.

    - Máscara de uva

    (foto:Web)
    (foto:Web)

    Una receta natural para las espinillas es la mascarilla de uva.

    Toma unas diez uvas y ponlas en un bol: tritúrelos con un tenedor y agregue dos cucharaditas de yogur natural que le dará a la mascarilla una consistencia más cremosa.

    Extiende la mezcla sobre tu rostro evitando la zona de los ojos y déjala actuar unos 10 minutos. Enjuaga bien tu rostro. La piel estará limpia y brillante.

    - Mascarilla de arcilla

    (foto:Web)
    (foto:Web)

    La preparación de la mascarilla de arcilla blanca natural es muy sencilla: coloca la arcilla blanca (unos 30 gramos) en un recipiente, al que se le añaden dos o tres cucharadas de agua de azahar. Este ingrediente en particular se elige principalmente por sus propiedades vigorizantes.

    En este punto, solo mezcla todo, hasta obtener una crema homogénea. Para enriquecer el tratamiento se pueden añadir dos o tres gotas de esencia de manzanilla y dos o tres gotas de aceite esencial de naranja, útiles ambas por sus propiedades antiinflamatorias y antisépticas. Lo primero que debe hacer es rehidratar el polvo de arcilla agregando gradualmente el agua. Una vez agregado el líquido, es recomendable comenzar a mezclar la mezcla solo después de 15-20 minutos, para que la arcilla tenga el tiempo necesario para incorporar lentamente el agua e hidratarse espontáneamente. Hacerlo evita alterar la consistencia final de la mascarilla.

    - Mascarilla de huevo y aguacate

    (foto:Web)
    (foto:Web)

    La mascarilla de huevo, aguacate y arcilla devuelve vitalidad y brillo a la piel.

    El huevo nutre la piel, la arcilla hace que la mascarilla sea compacta y densa por su acción exfoliante.

    Coloque una cucharadita de arcilla en polvo en un bol, agregue una yema de huevo y mezcle vigorosamente. Luego agrega un cuarto de aguacate, después de haberlo licuado, y continúa mezclando hasta obtener una mezcla homogénea.

    Aplicar la mascarilla de huevo, aguacate y arcilla en todo el rostro, sin acercarnos demasiado a la boca y los ojos, asegurándonos de extender la crema de manera uniforme y abundante. El tratamiento dura unos quince minutos y al final de este bastará con limpiar el rostro con agua tibia.

    - Mascarilla de frutas

    (foto:Web)
    (foto:Web)

    La mascarilla de frutas tiene una acción energizante, tonificante, hidratante, suavizante y estimulante.

    Las frutas ricas en azúcares como melocotones, plátanos y albaricoques son aptas para preparar mascarillas de té con acción suavizante e hidratante.

    Con las fresas puedes hacer mascarillas aclaradoras, añadiendo un par de cucharadas de avena o muesli.

    Los minerales como el zinc, el selenio y el potasio abundan en muchas frutas, por lo que son perfectos para suavizar la piel. Por no hablar de la concentración de vitaminas (especialmente ácido ascórbico) en frutas, especialmente cítricos.
    Prepararlos? Más simple de lo que piensa. Solo puré.

    Artículo original publicado el 24 de abril de 2014

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir

    Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. Más Información